¿Tienes las venas de las manos marcadas? Este es su verdadero significado

El significado de las venas en tus manos es más profundo de lo que crees. Las venas que se encuentran recorren nuestro cuerpo transportan la sangre que nos mantiene vivos a través de todos nuestros órganos, llevando oxígeno y nutrientes.


  Esto lo tenemos bien claro, sin embargo, hay algo que separa a muchas personas en cuanto al aspecto de sus venas. A algunas personas se les notan las venas más que a otras, sobre todo en las manos y los brazos. ¿A qué se debe esto y por qué sucede?

 Sigue leyendo para aprender más sobre esta curiosidad de nuestros cuerpos, que esconde más significados de lo que imaginas.
  La respuesta es corta que, a veces, el cuerpo humano demanda una dosis de oxígeno o azúcar mayor de la que está recibiendo de momento, haciendo que las venas aumenten su tamaño para dar paso a mayores volúmenes de sangre.
  Durante este tiempo, las venas no sufren daño alguno. Son lo suficientemente flexibles para resistirlo sin lesionarse. Están diseñadas para incrementar o disminuir el flujo de sangre, e incluso bloquearlo si es necesario.

  La demanda por oxígeno y nutrientes no siempre se da espontáneamente, podemos notar que las venas se ven más marcadas también al momento de hacer algún esfuerzo físico, para luego de pasadas algunas horas volver a su tamaño normal.
  En los casos de las personas delgadas, las venas marcadas son bastante llamativas, pero no se trata de alguna dolencia o padecimiento, simplemente se trata de una característica hereditaria o de falta de grasa en el organismo para disimularlas.

  Sin embargo, no debemos dejar de considerar que también pueden ser un indicador de alguna enfermedad. Debes estar al tanto de cuan a menudo aparecen, y si lo hacen cuando no hemos realizado ningún esfuerzo físico. 
 También tomas nota del tiempo que les toma desaparecer. Si crees que aparecen anormalmente y con mucha consistencia, acude a un médico.
  Algunas enfermedades que pueden causar las venas dilatadas son la presión arterial alta o algunas otras relacionadas con las tromboflebitis.

No siempre debería resultar alarmante observarnos las manos y notar las venas hinchadas, pero si notas algún dolor o sensación de calor o ardor, esto no es para nada normal y debes acudir a un especialista para verificar tu salud. El resto del tiempo, puede que solo sea la forma de tu cuerpo.

Desde nuestra página no damos ningún tipo de consejo médico, ante cualquier duda siempre debes consultar a tu médico de cabecera.

Ir a la fuente

Deja un comentario