¡No creas todo lo que piensas! La influencia de los pensamientos en el malestar

Llegas a trabajar y das los buenos días. Todos te contestan menos un compañero que, directamente, ni te mira. “¿Pero, y a este qué le pasa? ¿Le he hecho algo y se ha enfadado conmigo…? ¿Pero el qué? Ufff… Tal vez le ha molestado lo que dije el otro día en la reunión, pero no fue nada personal, simplemente dije mi opinión como profesional… No, pero no puede ser por eso… Entonces, ¿por qué? ¡Será… Seguir leyendo