FALSA DEMOCRACIA

Casi ninguna otra palabra es utilizada de forma tan manipuladora y corruptora, de forma tan descuidada y para nada meditada como la palabra «Democracia». Baste con dar un vistazo a la interminable lista de prefijos y sufijos que casi siempre la adornan (social, cristiana, liberal, popular, …) para comprender los innumerables intentos de apropiación indebida, de adaptación semántica a la que es sometida. Permítanme, antes de nada, recordar cordialmente a los utilizadores y paridores inconscientes… Seguir leyendo