Survivalismo, coronavirus y artículo 155

Advertisement
Yo he tenido relación con diversos colectivos de diversa índole. Conocí a un grupo de «survivalistas» o «preppers» que pretendían ir a su bola, ya saben, de esos que se preparan psíquica, física y materialmente para afrontar cualquier tipo de catástrofe, aislándose del mundo exterior. El prójimo «inconsciente» del caos que se avecinaba, se la traía floja, haberse preparado como nosotros, era y es su pensamiento recurrente. Era tal su egoísmo, que quizá sea el único colectivo del que me arrepiento haber formado parte en toda mi vida, y eso que no soy de los que miran atrás y se arrepienten con facilidad. Eso sí, aprendí mucho a nivel teórico de técnicas de supervivencia gracias a ellos y a determinados libros de temática relacionada con la superviviencia y la vida autosuficiente. Pero mi mentalidad cambió después de conocerlos, y voy a confesar algo, que a ellos les iba a hacer gracia, cuando la pandemia del coronavirus se hizo fuerte en España, no tenía ni una lata almacenada en casa, ni comida con fecha de caducidad de 35 años, mochila de supervivencia de 72 horas, etc.

Algunos de ellos no eran mala gente pero otros estaban como cabras, no sé si en una vida pasada pillaron peste negra y el trauma le dura hasta hoy. Su vida era un continua duda existencial sobre sacrificar a su mascota para comersela en caso de ser necesario, predisposición a comer insectos o a practicar el canibalismo. Poner bombas y trampas en las inmediaciones de su refugio y armarse hasta los dientes con un grupo de autodefensa formado por gente de confianza. Incluso uno afirmó publicamente que no dudaría en dejar tirado a su padre gravemente enfermo para salvarse a sí mismo y correr al refugio de seguridad en caso de catástrofe. Algunos de ellos, eran policías y uno me contó`que tenían un vehículo en caso de apocalipsis zombie y que no tenía nada que envidiar a los vehículos que aparecen en las películas de Mad Max.
Y aunque suene a coña, ellos se enfadaban; pues se reinvidicaban como ciudadanos normales ante los medios de comunicación, que siempre entrevistan a gente rara de vez en cuando, para entretener a sus lectores, y que casi siempre, los tildaba de una panda de frikis con ideas absurdas y paranoicas. Y ahora, contemplo como todos tertulianos de cadenas de televisión y un montón de ciudadanos de la calle e internautas están igual de insoportables que ellos. Mis reconocimientos, esos survivalistas y preppers españoles eran unos ciudadanos muy avanzados para su tiempo. Y los medios, deberían pedirles disculpas. Ser egoísta, criticar al que no se encierra en su casa y se va a pasar unos días de vacaciones a su lugar de veraneo, correr al supermercado y acaparar toda clase de víveres, agotar las existencias de papel higiénico, es lo que han hecho millones de españoles en estos días.
Veo meneame.net y las redes sociales hoy y me viene los recuerdos de aquel foro de survivalistas y preppers que visitaba hace muchos años y del que fui hasta moderador: tutoriales de qué hacer en caso de pandemia, mascarillas caseras, pérdida de fe en la clase dirigente del país, análisis económico de crisis que pueda desatarse, bombardeo de noticias catastróficas, profecías, vamos a morir todos menos los que se preparen. Los demás están mal informados y son unos inconsciente por no comportarse como ellos esperan, que la situación es muy grave y el cualquier momento puede ocurrir una hecatombe y no estamos preparados.
He observado bastantes comentarios y comportamientos, que me hacen pensar que el grupo de «survivalistas» y «preppers» con el slogan «primero yo, segundo yo, tercero yo» en España, es muchísimo más numeroso de lo que ya me imaginaba.
No, España no es un país solidario y de esos barros, vienen estos lodos; porque en España la sociedad como tal está muerta salvo en algunas zonas concretas. Al contrario que otros países como EE.UU, la cultura survivalista y preppers es casi nula, lo cual, no me parece mal; porque genera mucha paranoia. Pero es que tampoco las autoridades organizan simulacros en caso de una posible emergencia de catástrofes naturales, pandemias, guerra NBQ como suceden en países del este de Europa, en donde los ciudadanos participan un día entero. En las aulas, se enseñan a cómo comportarse en caso de terremoto, inundación, guerra, si te ataca un oso. ¿Os han enseñado algo de eso el puto sistema educativo español? A mí no. En Suiza, el gobierno concede subvenciones para que cada vivienda tenga un refugio antiaéreo en caso de guerra, aquí nada de nada.
Y lo más gracioso de todo, es que la gente espera no sé qué de los políticos. Se critica a Quim Torra o Iñigo Urkullu por sus discursitos absurdos en este contexto de un grave problema sanitario. Pero no a los maleintencionados que se corren de gusto cuando exigen que se aplique el artículo 155. Si el estado español fuese tan eficiente como algunos pretenden hacer ver, si con aplicar el artículo 155 se acabase la pandemia del Coronavirus en España, yo sería el primero en solicitar la aplicación de dicho artículo. ¿La culpa de tanto descontrol lo tiene el sistema político descentralizado y la existencia de autonomías como Euskadi o Catalunya? Suiza es una confederación helvética, que quieren que les diga.
Ese no el problema y cito a la Wikipedia: «La pandemia de enfermedad por coronavirus de 2019-2020,4​5​ conocida también como pandemia de COVID-196​ e inicialmente como epidemia de coronavirus de Wuhan,7​ es una pandemia causada por el virus SARS-CoV-2.8​9​ La pandemia comenzó el 1 de diciembre de 2019 en la ciudad de Wuhan, en China central, cuando se reportó a un grupo de personas con neumonía de causa desconocida, vinculada principalmente a trabajadores del mercado mayorista de mariscos del sur de China de Wuhan,​ el cual vende, entre otros productos, varios tipos de animales exóticos vivos». Y todos sabemos que no estamos en la Edad Media, que diversos artículos y personas viajan en trenes y aviones y pueden recorrer varios países en pocos días.
He observado un mapa interactivo en el diario «El País» titulado «El mapa de coronavirus»: así crecen los casos día a día y país por país». Se veía venir, las autoridades españolas debieron darse cuenta que la pandemia llegaría a España y tomar medidas para minimizar el impacto entre la población, actuaron tarde y mal. Se permitió movilizaciones como las del 8M y algunas que están en el gobierno se dieron un baño de masas.
En ese mapa del diario El País, veo países de nuestro entorno, donde el número de casos de contagio, enfermos es mínimo y el caso de muertes casi nulo. No considero que las autoridades españolas estén capacitadas para parar algo así y si se para, será con el paso del tiempo. Eso sí, con un buen número de cadaveres.
Que un país como EE.UU. con mucha más población que España y un sistema sanitario público deficiente, tenga menos muertos por coronavirus que España según las estadísticas de ese periódico, da mucho que pensar. Ya sé que me dirán que Italia y España son países turísticos que reciben multitud de visitantes.
Los 10 países más visitados son:
Francia – 86.9 millones de turistas.
España – 81.8 millones.
Estados Unidos – 75.9 millones.
China – 60.7 millones.
Italia – 58.3 millones.
México – 39.3 millones.
Reino Unido – 37.7 millones.
Turquía – 37.6 millones.
Soy crítico con los que por pánico o por un patriotismo estúpido basado en el centralismo, exigen que todos estemos dispuestos a poner el culo gratis a un estado español, que ya ha demostrado bastante incapacidad. Basta ver el comportamiento de los miembros de su gobierno, para darse cuenta que no miento.
¿Qué salga El jefe del estado en un mensaje televisado para tranquilizar a los españoles y liderar la lucha contra la pandemia y salvar a la nación? Ese debe andar muy ocupado y preocupado por tapar las noticias que salen de él y del resto de su familia por sus corrupciones y comisiones que siempre terminan. Es como si yo pido a Puigdemont que elabore una vacuna contra el coronavirus.
Hay algunas fuentes que elaboran teorías, que apuntan a que estamos ante un caso de guerra biológica iniciada por un país X para dañar a otro país Y o incluso van más allá, que apuntan que esta pandemia forma parte de un episodio mas para que los ciudadanos renuncien a sus libertades y otorguen poderes plenos al gobierno del país o a un gobierno supranacional.
Tanta histeria colectiva, me ha hecho perder todo instinto de supervivencia. Alea jacta est.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Maestroviejo

El tiempo del despertar … tu conciencia, tu alma, tu mente, tu vida

Somos conciencia

Un grupo de personas queriendo buscar puntos de vista distintos de cómo llevar la vida y enfrentar los problemas nos pusimos a recopilar información para poder compartir nuestras inquietudes y tratar de desenmarañar la vida.

Categorias

Síguenos