Sobre los REYES MAGOS y de cómo las ÉLITES son entrenadas en el SADISMO CANÍBAL

Siempre me digo que ya no voy a escribir más sobre el satanismo, que ya lo he contado todo y que no quiero dedicarle más tiempo a este mecanismo satánico de control de la Humanidad. Pero de repente, me empieza al llegar la información y me veo en la obligación de volver a compartir mis descubrimientos.

¿Reyes magos?

Gran ceremonia de apertura de regalos en el día de hoy en muchas casas españolas.

Nadie jamás me explicó quienes eran esos reyes magos de la Biblia que traían regalos al Niño. Todo el mundo parecía encontrarlo completamente normal. Los reyes magos adoran al Niño Jesús y le traen oro, incienso y mirra. Ya está. No hay más explicaciones.

Más adelante comprendí que la adoración de los pastores era una representación simbólica del reconocimiento popular de Jesús como líder espiritual, mientras los reyes magos representan a las monarquías de los diferentes continentes, Europa, Asia y África, que se prosternan también ante él y reconocen su poder. Pero seguía sin saber por qué eran magos aquellos reyes tan generosos.


Lo descubrí cuando empecé a estudiar la historia de la antigua Persia. Resulta que el rey  Darío (522 a.C.), preocupado por que quedara escrita SU versión de la historia,  dejó una inscripción en un relieve monumental trilingüe en el monte Behistún (oeste de Irán) escrito en elamita, persa antiguo y acadio  (quería asegurarse de que todos lo iban a entender). En esta autobiografía, Darío explica su linaje y toda su hazaña para deshacerse del usurpador rey Esmerdis.  Según nos cuenta Darío, este Esmerdis era miembro de la tribu de los sacerdotes magosy quiso hacerse pasar por el hijo menor de Ciro II, cuando en realidad  se llamaba Gaumata. (Inmediatamente pensé en Gautama, es decir, en Buda. Como la historia está toda ella tuneada al gusto de unos pocos, es posible que el famoso Buda (Sidarta Gautama) fuera, en realidad, miembro de esta tribu de sacerdotes con poderes paranormales. Pero esto no es para este artículo).

¿Quiénes eran aquellos sacerdotes magos? Parece ser que  los magos eran una tribu meda de sacerdotes con grandes habilidades esotéricas y paranormales. Practicaban la astrología, la demonología y la magia. Ciertas dinastías asirias habían entregado el culto del Zoroastrismo estos sacerdotes magos que  fueron considerados los guardianes del culto Zaratustra, volviéndose así muy poderosos. Lo que ocurrió con Darío es que él no iba a permitir que los magos le quitaran el trono.

Resumiendo, los reyes magos de nuestros belenes son la representación de sacerdotes que practicaban la magia y la demonología. La escena de la Biblia representa que, en tiempos del nacimiento de Jesús, había reyes brujos en muchos continentes pero que se rindieron ante la supremacía del Niño Jesús. Esto significa que la práctica del satanismo por brujos con poderes paranormales están ligadas a la religión y  las monarquías desde hace milenios. 

Pero he descubierto más cosas.

Las élites reciben entrenamiento sado-caníbal para mantener su nivel de psicopatía

Lo que diré a continuación no es para mentes sensibles.  Es terrible lo que voy a decir. Pero considero necesario contarlo para que comprendamos el mecanismo de nuestra sociedad.

Probablemente, querido lector, te has preguntado más de una vez cómo puede ser nuestro mundo tan cruel; por qué estamos instalados en las guerras eternas; porqué nos llegan imágenes de terribles atrocidades cometidas sobre las poblaciones inocentes por terroristas, paramilitares, esbirros de los narcos… Estas son las atrocidades  que nos cuentan por TV, no para contarnos la realidad, sino para programarnos en la indefensión aprendida, esto es, que nos conformemos con lo que tenemos, porque podríamos estar mucho peor. No olviden que los programas de TV sirven para programarnos. Por eso tienen ese nombre y ese formato.

Pero detrás de esos horrores, hay otros muchísimo más terribles que no nos cuentan, porque estos están perpetrados por las élites, es decir, esos hombres trajeados a los que servimos, a los que respetamos, a los que saludamos elegantemente, que se sientan en los consejos de administración de los bancos y multinacionales, pero también en los parlamentos, en los banquetes de los palacios reales y en los tribunales de justicia, especialmente en las altas instancias del poder judicial. Recuerden los collares de los presidentes del Tribunal Supremo español, todo cubierto con ojos que todo lo ven masónicos.


Hay que saber que detrás de la Masonería visible, discreta y filantrópica de personas ingenuas y bienintencionadas, aunque siempre con intenciones de ascenso social, hay una Masonería secreta a la que no acceden más que los miembros de ciertos linajes. Es más, los Masones «buenos» sirven para proteger a los otros. La secta judía B’nai B’rith es muy poderosa y se sabe muy poco de ella, lo que significa que los miembros están muy bien programados y no rompen su juramento de silencio.

De la que más sabemos  es de los  Illuminati (porque tenemos muchos testimonios de ex miembros) que tienen tres casas en Europa: la Casa alemana, la Casa francesa y la Casa Inglesa, siendo la estadounidense una sucursal de ésta, con su centro en Pittsburg. En estas sectas sólo se entra por pertenecer a esas familias. Un 20% de los grupos son militares en activo a niveles de comandancia. Es necesario tener una buena cantidad de psicópatas en los ejércitos del planeta. Si no fuera así, se acabarían las guerras.

Pero, como contaba Roland Bernard en su testimonio, uno puede ser reclutado para trabajar para ellos, siempre y cuando uno esté dispuesto a poner «su conciencia en el congelador». Para asegurarse de que el postulante es de fiar, será sometido a rituales en los que violan, torturan, matan y comen niños. Bernard no pudo, y se retiró. Hoy sabe que su vida corre peligro, pero a pesar de todo, nos ha contado con lujo de detalle como estos pequeños grupos, que él cifra en unas 8.500 personas en todo el mundo, manejan todo el sistema financiero y pueden quebrar países enteros y arruinar a cientos de miles de familias. Es decir, que para que sus agentes puedan destruir la economía de países enteros y no se apiaden de todo ese dolor infligido, los someten a sesiones de tortura sobre inocentes para que desarrollen insensibilidad al dolor ajeno y desprecio por sus víctimas. Como Bernard no pudo soportar los rituales con niños, tuvo que retirarse. Los que aguantan la programación en base al trauma, siguen dentro, trabajando para las élites.

Uno de los testimonios narra cómo, para mantener la insensibilidad y crueldad de los altos directivos, éstos son llevados a sesiones de violación combinado con canibalismo, donde comen partes de la persona a la que están violando en grupo.



Estas programaciones se realizan periódicamente para mantener el grado de psicopatía en los, llamemos, agentes externos. Pero la programación dura está reservada para las élites, sí, las élites en psicopatía, estas familias multigeneracionales programan a sus hijos para que perpetúen la tradición de la psicopatía. Y esta programación se hace mediante trauma, es decir, el terror y el miedo.
Esto lo cuenta muy bien Svali, una ex-illuminati que dio una entrevista en el año 2006 y desapareció seis meses después. También su blog fue eliminado.

Los matrimonios son acordados para mantener los linajes. Y son los padres los que programan a sus hijos. Svali asiente cuando le preguntan si el matrimonio Clinton es una matrimonio de esos. Recordemos que la hija de Hillary no es de Bill, y lleva en el cuello una cruz invertida.

Svali cuenta que la ceremonia de confirmación se realiza a los 12/13 años en un sótano del Vaticano, una sala redonda con una mesa de  piedra negra redonda, como de ónice, donde hay unos surcos dorados para recoger la sangre del niño de unos 3 o 4 años que fue sacrificado delante de ella y de otros dos adolescentes. Ella fue acompañada por el Padre de la Casa alemana y se alojó en Roma en una casa muy lujosa. Todos los testigos hablan de que los oficiantes de estos rituales siempre tienen palacios, con parque, obras de arte  y servicio.


Chelsea Clinton lleva a menudo esta cruz invertida al cuello.


En medio de la noche, los padres se levantan y se llevan a los niños a los centros de formación donde serán violados y torturados para provocar el desdoblamiento. El alter que surge para evitar el sufrimiento es el que es programado y entrenado, principalmente, para matar. El matar a niños delante de los niños forma parte de la programación mental del silencio. Si lo cuentas, te haremos lo mismo. También hay «programas de mantenimiento», cuenta Svali, cuando ven que alguien se está desprogramando.


Con 8 años todos los niños de estas familias ya son capaces de desmontar un arma y matar.  ¿Por qué necesitan a tantos asesinos? Porque si estás entrenado a matar, puedes obedecer a cualquier otra orden, porque has roto el principio moral de base de todo ser humano. No matarás. Y también porque necesitan eliminar a todas las personas que los podrían delatar, o que los han delatado. Es incluso posible que fuera un mismo familiar quien haya sido obligado a eliminar a Svali, delante de todo el grupo para asegurarse de que nadie más se atreverá a salir  y desvelar la verdad de cómo funciona nuestra sociedad. Ella narra que pudo salir gracias a la fe cristiana (en esto coincide con otros testimonios), y cómo tuvo que desaparecer de su casa, huir a otro Estado y cómo sus hijos estaban aterrorizados de que ella se hubiera atrevido a salir. Al final, los niños le dijeron al padre que ellos no querían volver, el padre viendo que su mujer y sus hijos se atrevían a irse, se unió a ellos. Pero Svali no contó nada más de lo que pasó en su familia.

En su entrevista, Svali afirma: 

«Convirtieron el satanismo tradicional en método científico para lograr controlar la mente de las personas y mantener el control del poder. El sexo pedófilo no es más que un método de chantaje para poder chantajear a los políticos y otras personas de poder en la sociedad.»
«Las personas que no pertenecen a los linajes no podrían soportar nuestro entrenamiento. Para ellas están los mass media. La TV y los dibujos animados son la programación creada para la población a la que nos enseñan a despreciar. Los Illuminatis creen que su deber es gobernar el mundo, imponer su orden, porque  los demás son ovejas irresponsables y blandas.»

Otro testimonio de Kerth Barker confirma lo que ya sabíamos, que fueron los expertos nazis en programación mental (MKultra viene del alemán, Meinung Kontrol) los que fueron llevados a los EEUU con la Operación Paperclip, un programa que después se denominó Monarca. Él mismo padeció la programación de una nazi acogida en una familia de origen judío. Y digo esto porque estamos programados para creer que los nazis no pueden colaborar con los judíos. Los dos bandos no son los que nos han dicho. Izquierdas contra derechas. Separatistas contra españolistas. Nazis contra judíos. Trabajadores contra empresarios. Los dos bandos son simplemente los satanistas, y los que aceptan sus métodos porque quieren dinero, poder y fama, contra los que queremos amar y vivir en paz.

Pero chicos, o nos ponemos las pilas, o acabarán con nosotros como simples cucarachas fumigadas.

Aquí la entrevista a Svali, en inglés,subtitulada en francés. No he encontrado la entrevista íntegra en español.




Una vez visto todo esto, tal vez podamos entender mejor por qué hay pilotos que fumigan a diario todo el planeta para destruir la Naturaleza y la Humanidad sin ningún tipo de remordimiento. Esos pilotos están programados para ello. Porque esa es su misión. Limpiar al mundo de la escoria. Y no se atreverán ni a hablar, ni a dejar de hacerlo, porque les iría la vida en ello. 

La mayoría de las personas que no se creen que existan programas de geoingeniería dicen no entender ¿quién lo hace ? ¿por qué? ¿para qué ? Pues que piensen primero ¿por qué violan, matan y comen niños delante de sus propios hijos? Lo de fumigar a las cucarachas que somos va hilado.




No morir idiota

Deja un comentario