"¿Qué Asunto de mi Vida Debo Mirar de Otra Manera Para Sanar?". Por Claudia Campos Canifrú.

El oráculo te responderá: 
¿Qué asunto de mi vida debo mirar de otra manera para poder sanar?
Debes escoger entre la 1, 2 y 3.

───────»♣ ☆  ☆ ♣«───────
¿Qué asunto de mi vida debo mirar de otra manera para poder sanar?
───────»♣ ☆  ☆ ♣«───────
Si escogiste la 1: Es probable que lo sepas o lo intuyas, pero el paso que podrías dar con el fin de sanar, es honrar a tu mamá y papá. ¿De qué te servirá el hacerlo?, te preguntarás. Por si no lo has notado, somos nuestros padres, físicamente, maneras de caminar, la voz, gestos, formas de ser. Si los rechazas o los odias, si hay actitudes en ellos que te cuesta perdonar, entonces no podrás amarte en forma incondicional, porque estarás rechazando un legado nacido del amor. 
Consejo: Conocer la historia de nuestros padres, la niñez que tuvieron, el amor o cuidado que les entregaron, ayuda muchísimo a entender el cómo fueron con nosotros. Mirarlos desde ahí, con mucha compasión y amor, es un paso hermoso para sanar nuestro corazón.
───────»♣ ☆  ☆ ♣«───────
Si escogiste la 2: Lo que debes mirar desde otra manera es la forma que tienes de exagerar lo que ocurre. Probablemente te asustas con los resfríos, crees que las cosas malas pasan todas juntas y no para nunca, o te angustias con los sucesos del día a día, como un taco o encontrarte con personas agresivas. El ver todo con miedo, como fracasos, hace que te ahogues en un vaso de agua. Desde ese lugar, es imposible tener fe o alegría. 
Consejo: Observa de donde viene esa manera de enfrentar la vida, ya que es probable que sea algo aprendido y debajo de todo ese drama esté una persona llena de alegría por vivir y capaz de darle de frente a las dificultades con fuerza y fe.
───────»♣ ☆  ☆ ♣«───────
Si escogiste la 3: Para sanar debes comprender que todo lo que nos ocurre son consecuencias de nuestros actos, de nuestras decisiones. El creer que existe un Dios castigador o un Dios que premia no te deja avanzar en tu sanación, ya que dejas fuera el poder creador que existe dentro de ti. No existe la mala suerte ni la buena suerte; y si le has pedido a Dios creyendo que con eso basta, debes darte cuenta que el Padre te dio la vida para hacer lo que desees. Recuerda el dicho “A Dios rogando y con el mazo dando”. 
Consejo: Limpia esas creencias acerca de ese dios caprichoso que concede milagros a quien se porta mejor, y mira dentro tuyo todo ese poder creador que te está esperando a que lo uses, para poder sanar y ser feliz.

Ir a la fuente

Deja un comentario

Maestroviejo

El tiempo del despertar … tu conciencia, tu alma, tu mente, tu vida

Somos conciencia

Un grupo de personas queriendo buscar puntos de vista distintos de cómo llevar la vida y enfrentar los problemas nos pusimos a recopilar información para poder compartir nuestras inquietudes y tratar de desenmarañar la vida.