Podría haber criaturas en este planeta más inteligentes que los humanos, según estudio

Desde hace tiempo se sabe que los humanos son muy inteligentes, a menudo considerados como los más inteligentes. Sin embargo, ¿podría haber algo mucho más inteligente que supere a los humanos? Mucha gente piensa que la respuesta a esa pregunta es sí.
Un estudio reciente sugiere que los delfines son criaturas muy inteligentes, tanto que pueden superar la inteligencia humana en algunos aspectos. Una de esas formas es la autoconciencia. El estudio utilizado fue una prueba del auto-reconocimiento en el espejo, que básicamente consiste en presentar un espejo al sujeto de prueba y ver cuánto tiempo les lleva a reconocerse.

Cuando se les presenta un espejo, los bebés humanos generalmente no pueden reconocerse hasta que tienen alrededor de 12 meses de edad. Los delfines de nariz de botella, por otro lado, pueden reconocerse a los siete meses de edad. El experimento se realizó en delfines machos y hembras para obtener un rango de resultados.

Son capaces de mucho más de lo que nadie se había dado cuenta. Incluso pueden crear silbidos personalizados que pueden considerarse como su equivalente de nombres para diferentes miembros de su manada. Pueden resolver problemas y comunicarse entre ellos sin dificultad alguna.

Si bien sabemos que es difícil que los delfines salgan del agua y se apoderen de la raza humana en el corto plazo, existe más de ellos de lo que sabemos, y deberían ser tratados como tales.

Algunas personas realmente creen que deberíamos tratarlas como personas en cierto sentido debido a su alto intelecto.

http://conspiraciones1040.blogspot.com/2019/01/podria-haber-criaturas-en-este-planeta-mas-inteligentes-que-los-humanos-segun-estudio.html

Deja un comentario

Maestroviejo

El tiempo del despertar … tu conciencia, tu alma, tu mente, tu vida

Somos conciencia

Un grupo de personas queriendo buscar puntos de vista distintos de cómo llevar la vida y enfrentar los problemas nos pusimos a recopilar información para poder compartir nuestras inquietudes y tratar de desenmarañar la vida.