Los días pasan y la multitud aún no despierta

¡Los días pasan y pasan sin que la multitud se despierte!

  • Nos estamos acercando al “evento”, y la multitud no se está acercando más al cielo.
  • El gran cambio está sucediendo, solamente la multitud permanece sin cambios.

Sin embargo, las corrientes de la Gracia Divina se liberan sin cesar, y hasta el último momento, todos tienen la oportunidad de regresar.

forest 4707812 640 los dias pasan y la multitud aun no despierta i216615
La multitud aún no despierta, pero tú puedes seguir en tu camino hacia Dios y encender así  tu luz divina. Fuente: Pixabay.

Amados seres humanos:

Continúen recorriendo su camino de amor y luz sin pestañear. Incluso si se ríen de ustedes, se burlan, son malinterpretados o los atacan: sigan los pasos de Dios. Manténganse fieles a su elección, sigan firmes incluso contra el viento y reconozcan las oportunidades para su crecimiento personal en los desafíos de esta época.

 

Tú estás siendo forjado, como el hierro cuando se forja en una espada. Te están formando, como una pieza de cerámica que obtiene su belleza por obra y gracia de las manos de un alfarero.

La multitud sabe poco de todo esto y aún cuando las personas despertaran en gran número, la mayoría todavía quedaría en un estado de sueño profundo.

Resulta que para casi todas las personas esta fase continuará. Todos van a experimentar los cambios sí, pero solo en un grado muy limitado.

Se debe a que su dependencia de la matriz es demasiado grande para dejar que su horizonte se expanda y las alas espirituales se extiendan. No pueden ver lo divino, ni en el mundo ni en sus propios corazones.

¿Cómo puede Dios mostrarse a los ciegos, y cómo pueden los sordos escuchar el llamado de Dios?

Es el momento de las decisiones finales. Aunque cada individuo tiene la oportunidad de regresar hasta el último minuto, solo muy pocos podrán aprovechar esa oportunidad, porque han estado descuidando el trabajo preparatorio necesario.

Alguien que evite hasta los más pequeños cambios en su vida y su conciencia no podrá subirse al tren hacia la Nueva Era. Se requiere un mínimo de coraje, riesgo y disposición para cambiarse a uno mismo y la su vida,  para poder reconocer los signos de los últimos días.

Cuando llegue el fin de los tiempos, es preciso tener desarrollado un cierto nivel de claridad interior para poder distinguir entre el llamado de Dios y  los de los falsos profetas.

 

Viaja ligero

Entonces, este mundo, junto con la humanidad, se enfrenta a los procesos finales: cada ser humano con su propio equipaje y su propia historia.

landscape 4706445 640 los dias pasan y la multitud aun no despierta i216615
No todos se embarcarán en este viaje, para hacerlo es preciso viajar ligeros. fuente: Pixabay.

Bienaventurados los que se han librado de su equipaje y son ligeros, porque viajan sin su historia.

No te engañes a ti mismo creyendo que en este momento único todos los seres humanos van a embarcarse por fin en su viaje a casa. Sin embargo, ten la seguridad de que tú sí lo harás, siempre que continúes sirviendo devotamente a Dios y brilles como una luz en los días oscuros para otras personas.

De esto se trata esencialmente, de prestar total atención a ti mismo.

Sánate a ti mismo en primer lugar

Solo puedes servir a otras personas cuando te conoces a ti mismo. Pero ayudar a los demás nunca debe reemplazar tu propia transformación. Tu propia curación es lo primero, luego la curación de los demás y después la curación de la Madre Tierra.

Todo se logra, una vez que traes armonía, paz y orden divino a ti mismo y a todos tus asuntos. Entonces tu luz interior divina brilla, y así la gente te encuentra sin que necesites llamar su atención.

Pon tu mira hacia adelante

Mira hacia adelante y sigue adelante. ¡No te congeles cuando mires hacia atrás! La multitud todavía está durmiendo y se despertará en otro momento.

Y alégrate, porque todo un mundo se está elevando, junto a todos esos seres humanos cuyo anhelo por Dios es grande y cuyo SÍ a la ascensión es más que un simple servicio.

Al prepararte, has hecho todo lo que puedes hacer. Nadie más puede cambiar por ti, y nadie más volverá en tu lugar.

Las trompetas celestiales anunciarán el final y el principio. Bienaventurados los que escuchan, porque de la misma manera que reconocen, están siendo reconocidos.

 Yo soy Jesucristo

Puedes ver el mensaje original en el siguiente vínculo:

https://lichtweltverlag.at/en/2019/12/08/the-days-go-by/

Traducido por: Fanny Zapata, redactora y traductora de la gran familia de la Maestroviejo

Deja un comentario

Maestroviejo

El tiempo del despertar … tu conciencia, tu alma, tu mente, tu vida

Somos conciencia

Un grupo de personas queriendo buscar puntos de vista distintos de cómo llevar la vida y enfrentar los problemas nos pusimos a recopilar información para poder compartir nuestras inquietudes y tratar de desenmarañar la vida.