Hallan en una playa de Florida una máscara precolombina que podría ser parte de un gran tesoro hundido

En Melbourne Beach (Florida, EE.UU.), ha sido descubierta parte de una antigua máscara funeraria de la época precolombina, que según se estima, tiene alrededor de 10.000 años de antigüedad.

Según medios locales, este hallazgo ha reavivado las esperanzas del investigador Mike Torres de encontrar el botín de millones de dólares de una flota de barcos españoles naufragados en 1715, en su viaje de Cuba a España a causa de un huracán.

Se reporta que el especialista lleva más de una década buscando el tesoro, valorado en 4.000 millones de dólares, y que según se cree, se esconde en algún lugar de las costas de Florida. Torres, quien colabora con la empresa Seafarer Exploration Corporation en su tarea, señala que se trata de su mayor descubrimiento en 11 años y que la máscara mortuoria podría ayudarles a localizar el botín perdido.

Tras realizar las pruebas, se determinó que el objeto estaba hecho principalmente de cobre. Sin embargo, también contenía restos de oro, plata e iridio, un material que se encuentra en los meteoritos. La hipótesis actual es que la máscara alguna vez fue dorada y que los españoles podrían haberla tomado de una tumba ubicada de Perú para llevarla a España como un «regalo para la realeza».

Además, Torres comentó a Fox News que aunque la antigüedad exacta del objeto aún no ha sido confirmada, se trata de «una de las primeras pruebas de la capacidad del hombre para trabajar con metales y usar iridio».

Se informa que actualmente el equipo continúa buscando los restos del naufragio en un lugar de Florida no revelado.

Fuente: ClickOrlando.com. Edición: RT.


Mystery Planet

Deja un comentario

Maestroviejo

El tiempo del despertar … tu conciencia, tu alma, tu mente, tu vida

Somos conciencia

Un grupo de personas queriendo buscar puntos de vista distintos de cómo llevar la vida y enfrentar los problemas nos pusimos a recopilar información para poder compartir nuestras inquietudes y tratar de desenmarañar la vida.