El mundo está lleno de héroes anónimos que dan muestras invaluables de amor y esfuerzo para ayudar a quienes más lo necesitan, como el caso de Pia, una mujer argentina quien rescató a un perrito de morir solo, con hambre y dolor.

El 23 de diciembre, Pia se encontraba de visita en casa de una amiga cuando ésta le comentó del perro que merodeaba la zona y su condición.

Inmediatamente Pia fue al rescate del pequeño al cual encontró recostado tristemente al lado de una casa, en Buenos Aires.

Sin dudarlo un segundo, lo puso en una transportadora y lo llevó con el veterinario porque no había manera de que el cachorro sobreviviera la noche.

Después de 3 días de estar en el hospital veterinario, el 26 de diciembre, justo después de Navidad, Pia se llevó al perro a su casa para continuar con su recuperación.

El amor y el apoyo de Pia, hizo que el pequeño perro, a quien nombró Hércules, poco a poco fuera recobrando fuerzas y ánimos para mejorar.

Al cabo de unas semanas, Hércules comenzó a dar sus primeros pasos lo cual fue conmovedor para Pia, ver que todo el esfuerzo estaba rindiendo frutos era algo increíble que la hizo llorar.

El plan de Pia era dar en adopción a Hércules después de su recuperación, pero al ver todo el cariño que el perro le daba, simplemente no pudo y decidió conservarlo.

[embedded content]

Fuente: Nation


Ir a la fuente

Deja un comentario