El nuevo modelo China. Un dumping a la europea. China será la Unión Soviética europea China. Primero las finanzas, luego las bases militares. La ruta de la seda será la mejor forma de transporte de los 10 millones de tropas de las que disponen, misiles, drones, y artillería.

El nuevo modelo China. Un dumping a la europea. China será la Unión Soviética europea China. Primero las finanzas, luego las bases militares. La ruta de la seda será la mejor forma de transporte de los 10 millones de tropas de las que disponen, misiles, drones, y artillería.

6 de enero de 2019

bases-en-ultramar-y-una-poderosa-armada-el-nuevo-ejercito-chino-que-todos-temen

Hemos querido soñar que delatando las políticas tóxicas norteamericanas se esmerarían más. No solo no se ha logrado, sino que ahora en decadencia,  China ha entrado por la puerta grande y con la ruta de la seda que casi suena a poético, están llevando a cabo lo que será una sovietización islámica global a la china en Europa, América y Africa.

Rusia y Japón serán los dos únicos países del mundo que puedan equilibrar esta balanza defintivamente china.

Mucha gente se pregunta que será del devenir de la hegemonía mundial de China. Que hayan comprado las principales fuentes de recursos, o que tengan las que compiten con las nuestras desde que nuestros gobiernos les han abierto las puertas por imposición sionista.

China ya es la primera potencia mundial, y a EEUU por desgracia le espera la Ley Marcial, guerra en el Caribe y el Mar de China, y la constatación de que Europa perderá este nivel de vida que conocemos, a excepción de las grandes corporaciones que acabarán con todo lo pequeño y mediano para venir todo de China.

Ciudades com Hong Kong y Shangai que fueron occidentales y británicas, engañan cuando presuponemos que la colonización china de Europa, Sudamérica, y Africa, va a ser algo moderno y satisfactorio para nuestra sociedad. Todo lo contrario, China aun está inmersa en una miseria subyacente, agrícola, esclavista, y tercermundista.

Los medios económicos resultantes de su bonanza se destinan a la escrupulosa colonización europea para que trabajemos para ellos. Y no va a ser para sueldos estupendos, sino para el dumping, único sistema que conocen y al que ya van acostumbrando a nuestra sociedad con la labor de los políticos que les hacen el camino.

La escalada armamentística beneficia al sionismo que a su vez les gobierna, y el objetivo es una escalada armamentística con amenazas y guerras comerciales perfectamente diseñadas.

La idea es que gastemos y que nos endeudemos, y que puedan comprar todo lo nuestro a precio de saldo.

La factura de la luz se destina a través de la participación bancaria en el accionariado de todas las compañías, en factura para el pago de la sustanciosa industria de armas, armas para el miedo y armas para crear el clima de una futura invasión militar que llegará en forma de proteccionismo de sus intereses, y que si no aceptamos pasarán a la ofensiva militar.

China es un proyecto Rothschild como lo fue la Unión soviética. Es un marxismo disfrazado de economía, finanzas y comercio. El marxismo del dumping, de mala vida, de la caída de las pensiones que han estado esperando para privatizarlas y no tener que pagar nada, más que comida por el trabajo, y ayudas miserables para una inflación instalada ya por décadas y en favor de las corporaciones que acabarán traspasando.

El famoso milagro chino, es la miseria de su población durante décadas, y luego sostener la deuda norteamericana y británica, y ahora regionales como la deuda catalana, la propia española y la de todos en definitiva, y de esta forma y a través de la deuda crear control y adquisiciones.

El sistema chino de trabajo ya lo conocemos para Europa y resto del mundo. Muchas horas, todas las horas en sus tiendas que es lo que nos van a imponer, pésimamente pagados. Eso sí, no pagan impuestos, ni seguridad social, y encima compramos sus productos y compran nuestras empresas.

Los JP Morgan y los Rothschild llevan a cabo la mayor operación para la sovietización a la china de Europa a través de los bancos.

Algunos serán muy ricos frente a una inmensa mayoría que pasará penurias como no conocemos nuestras generaciones, quizás no de hambruna o siquiera hambre, pero sí de muchísimas privaciones como en los años de la posguerra. Eso sí, todo con una nueva apariencia de tecnología, móviles, televisores, modas de vestir, y coches preciosos que nos quitarán el pan de la boca para solo pagar facturas y más facturas de todo un mundo muy muy controlado y que ya llevamos dos décadas comenzando a conocer su capa superficial en la que ahora ahondaremos en profundidad.

China no va a mostrar sus cartas de dumping, hasta que su colonización no haya sido realmente efectiva y realizada, y hasta que no se hayan privatizado los ejércitos europeos controlados por la judeo masonería, que permitirán una instalación conjunta con sus bases en Europa que comenzarán en la de Lajes en Terceira, Azores.

Como adelanté en agosto, EEUU está permitiendo a Rusia abastecerse en el Mediterráneo, porque ambos y Japón serán la única baza por un occidente libre. Las posiciones de Inglaterra y Canadá de momento no van a favor de Europa, y se han convertido en países que van por libre mientras obtienen créditos en renmimbis chinos.

From → Uncategorized

Deja un comentario