EL MITO DE LA ATLÁNTIDA EN LA CULTURA POPULAR

Advertisement

Parece que la idea de una antigua cultura madre desaparecida está muy arraigada en el alma humana ya que es un elemento que cada cierto tiempo toma presencia, de alguna u otra forma, en la cultura popular. En este capítulo vamos a repasar las posibles causas de este hecho así como su implicación en nues­tras vidas.

                En casi todos los casos la imagen en torno a una cultura primordial desaparecida se aproxima a lo que Platón contó en sus escritos; el hundimiento de una gran isla situada en el atlántico norte, aproximadamente entre la península ibérica y la costa americana. Dicha isla contenía una población que había llegado a un gran desa­rrollo social y tecnológico.
                Pero por el mal uso de su saber recibió el castigo divino de hundirse repentinamente y con ello esfumarse de los anales de la historia. Pues al sumergirse todo lo que crearon desapareció, sin que nada se pudiera salvar. Platón sitúa estos sucesos nueve mil años antes de su época, aproximadamente en el 9500 a. C. En relación al relato que contó este filósofo griego, era algo que le había llegado a través su maestro, Sócrates, y a éste de otro discípulo, Crítias. Éste último se lo escuchó a su abuelo, el cual lo aprendió del político ateniense Solón, que a su vez lo conoció de los labios de sacerdotes egipcios de la ciudad de Sais. En general lo que narra Platón concuerda con lo que muestra la Memoria de la Naturaleza, pero este filósofo le incluyó una serie de elementos moralizantes, de cara a instruir a la gente de su época. Estos elementos hacen que los estudiosos modernos no den crédito a su historia más allá de lo mera­mente filosófico y alegórico.
                A partir del relato de este sabio griego encontramos otras aportaciones con más o menos variaciones. Así Herodoto (480-420 a.C.), Plutarco (46–120 d.C.)o Proclo (412–485 d.C.), entre otros, continuaron haciendo comentarios de su narración, dándole de nuevo un uso entre lo moral y el relato de un hecho antiguo.
                Pasando al Medievo encontramos las leyendas de San Bradrán el Navegante, en las que se narran los viajes de este santo por el océano Atlántico que recaló en varias islas fabulosas. Unos siglos después en La Divina comedia (escrita entre el 1304 al 1321) de Dante (1265-1321) hallamos la idea de una Edad de Oro primordial en la que la humanidad perdió su estatus tras la caída, idea fácilmente asimilable a la de la Atlántida platónica.
                A partir del Renacimiento este relato vuelve a despertar interés entre los sabios, siendo usado como base para las utopías que desarrollaron personajes como Tomás Moro (1478-1535) o Francis Bacon (1561-1626). En ellas proponían unas sociedades caracterizadas por el orden social, la lógica, la justicia, la paz y la satisfacción de sus ciudadanos. Así, el planteamiento era que aquello que había sido, una sociedad perfecta como la de la Atlántida, podía recuperarse. Algunos han llamado a esto la utopía rosacruz, ya que mu­chos de los que la propusieron estaban vinculados a esta organiza­ción. Como en el caso del citado F. Bacon que escribió La nueva Atlántida (1926); Cristianópolis (1619) de Johann Valentin Andreae (1586-1654) o las ideas humanistas que impregnan los escritos de Juan Amós Comenio (1592-1670)…
Extraído del capítulo cuatro del libro: Historia oculta de la Humanidad y el Universo, de Victor Cross, Ed. Cratespace.

Para saber más haga clic aquí.

Deja un comentario

Maestroviejo

El tiempo del despertar … tu conciencia, tu alma, tu mente, tu vida

Somos conciencia

Un grupo de personas queriendo buscar puntos de vista distintos de cómo llevar la vida y enfrentar los problemas nos pusimos a recopilar información para poder compartir nuestras inquietudes y tratar de desenmarañar la vida.

Categorias

Síguenos