Controlada mentalmente por la nueva era – testimonio

Este testimonio que recibimos recientemente nos muestra el proceso que muchos vivimos a través del cual se logra un control mental sobre las personas que entran en las técnicas y enseñanzas de la nueva era y del neo-paganismo. Sabemos que muchos se sentirán identificados con lo que este testimonio comparte.

ANTECEDENTES

Vengo de una familia católica, de padres divorciados. Mi madre sufrió de depresión, bulimia y anorexia y mi padre alcoholismo y drogadicción, yo crecí con una personalidad muy tímida e insegura. Siempre fui buena estudiante y jamás tuve un problema con drogas o alcohol. Sin embargo, más tarde en mi vida, vino la depresión. Viví solamente con mi madre y hermano ya que mi padre literalmente nos abandonó. Sufrí mucho maltrato verbal y físico por parte de mi madre. Mi abuelita fue quien me brindaba protección.

Recuerdo a mis 10 años hacerme preguntas de si realmente Dios existía, mi abuelita me llevaba a la iglesia y más tarde mi madre comenzó a ir  e inició amistad con gente de la iglesia. Hizo amistad con varios sacerdotes y honestamente no me gustaba ese estilo de vida que ellos llevaban. Esto poco a poco hizo que yo quisiera dejar de ir a la iglesia y tenia muchas dudas en mi fe.

Yo fui muy influenciable, y de muy pequeña un par de amigos nos convencieron a mi y a mi hermano a jugar a la ouija y nos llevamos varios sustos También cuando entre a la prepa un compañero que todos sabíamos que experimentaba con satanismo, se me acercó diciendo que yo tenia algo especial, y yo en vez de alejarlo, me sentaba por horas a platicar con él, hasta que comencé a tener miedo de las cosas que me decía y hacia (dibujos que me daba, cosas que el decía que podía hacer, etc)

COMIENZOS EN LA NUEVA ERA

En la preparatoria comenzó a propagarse por primera vez el uso de internet y yo me obsesioné. Hice ciberamigos y con dos de ellos fui creando una relación que no me dejaba ni dormir. Uno de ellos me envió amuletos, cuarzos, canciones, anime, que me hacían creer en él como una persona interesante. Empecé a interesarme en pirámides y culturas prehispánicas. El otro  ciber amigo comenzó a hablarme por primera vez de los extraterrestres, la parapsicología y el 11:11.

Yo tenia constantes pesadillas y algunas veces me despertaba rezando el Padre nuestro, ya que sentía que en mis sueños me seguía una nube roja en un desierto, y yo sabia que era el maligno.

Cuando llegó la hora de decidir mi carrera universitaria, yo no sabía ni a qué quería dedicarme, así que fui con el orientador vocacional de la prepa y allí tuve mi primer experiencia “rara”. Al verlo directamente a los ojos, me desmayé y cuando desperté yo sabia que había una entidad en él, se lo pregunté directamente y con voz firme “¿Quién eres?” y él con una gran sonrisa contestó: “Tu sabes quien soy”… yo salí de allí llorando con mucha angustia (una amiga mía fue testigo de esto y se asustó mucho). A los días él le dijo a mi mamá que yo tenia algo especial (sobre todo en un ojo)  y que me llevara con otro orientador/psicólogo en la ciudad donde yo quería estudiar y que esa persona me iba ayudar a descifrar a lo que me iba yo a dedicar.

Y sí fuimos… Allí fue donde recibí la primer tarjeta de la “Diosa”, a quien él llamo “Madre Maria” (hoy en día sé que era una tarjeta de una maestra ascendida akáshica). Guardé esa imagen conmigo por muchos años, la llevaba conmigo siempre, intentando descifrarla, ya que tenia un mensaje en la parte de atrás que decía que tenía que confiar en mi. El orientador me dijo que esta imagen iba a ser mi protección y guía. Me recomendó que leyera a Elizabeth Clare Prophet (la principal programadora de los demonios que posan como maestros ascendidos, puedes ver más sobre ella en éste video). Y claro yo inmediatamente la busqué. Comencé a creer que debía encontrar a mi alma gemela y que yo tenia una misión especial en el mundo. Me dijo que tenia que estudiar psicología (que era mi misión) – esto es algo que nos dijeron los “guías espirituales” a muchos en esta comunidad.

Si entré a la carrera de psicología (2001) pero al primer semestre ocurrió algo que aun los médicos no se explican. Fui a un retiro espiritual católico para jóvenes. Yo al tener mi fe tan quebrada no podía realmente estar al 100% concentrada en lo que los ponentes decían, mas bien me parecía todo absurdo. Como si no debiera estar allí. El último día todos cantando y celebrando y yo sin querer participar. Total que salí directo de allí al hospital con trombofrevitis. Ningún doctor se explicaba cómo alguien de esa edad podía tener un padecimiento así. El caso es que hasta un psiquiatra me visitó por primera vez.

Esa fue la primer vez que yo experimenté la depresión.

Para intentar mejorar mi estado depresivo pensé que debía tener una profunda búsqueda espiritual, y que la psicología me ayudaría en ese camino. Además de que el orientador vocacional me había dicho que iba a ser muy buena en esa carrera, así que dedicarme a ello tenia mucho sentido. Sin embargo, ya una vez estudiando, me alejé mucho de Dios, me volví rebelde y no tenía ya tiempo de dedicarme a orar ni a pensar siquiera ir a la iglesia. Empecé a beber alcohol ocasional, fumar, me hice un piercing, salir con varios chicos, leía libros de autoayuda (new age) cursos de PNL – puedes conocer más sobre los origenes de la PNL en éste artículo escuché por primera vez del yoga y mis dudas de si existía Dios se hicieron mas grandes, sobretodo al escuchar hablar a algunos maestros de la carrera que eran ateos.

Al escuchar algunos autores como Jung y Freud me hacían ruido en la cabeza acerca de la realidad de las cosas y de la forma como yo estaba viviendo mi vida. Para mi todo era una mezcolanza de teorías y técnicas y no lograba descifrar con qué me identificaba – puedes leer más sobre Jung y sus “guías espirituales” en este artículo

Inicié yo misma a ir a terapia de psicoanálisis (2004) y tras algunas sesiones muy duras, me propuse a mi misma que al terminar la carrera me iría del país a buscar otras aventuras y encontrarme a mi misma. En ese entonces yo ya estaba por terminar la carrera y sucedió que mi abuelita falleció y yo me sentí totalmente desprotegida y sola. De todo esto resultó que decidí irme lejos y me fui a vivir a los Estados Unidos al graduarme, y empecé una vida un poco libertina, lo cual se agravó al después irme a Canadá.

En EU (2005) visité un templo donde supuestamente se unen todas las religiones y pensé que esa sería la solución a mi búsqueda espiritual, no tener que buscar la verdad sino unir todas las verdades en una sola….  Inicié la practica de yoga todas las mañanas y otra disciplina llamada NIA,  de la cual me tuve que salir por que en una ocasión sentí que todos los participantes parecían poseídos moviéndose – según danzando-  y haciendo ruidos raros. En NIA nos pedían que hiciéramos la práctica con los ojos cerrados, pero yo los abrí y me asusté muchísimo de ver como habían personas casi convulsionando. Fue muy horrible. De una clase de yoga también me tuve que salir, ese día hubo una meditación muy intensa (sin posturas, únicamente mantras) sentí una sensación muy fea en el ambiente y me salí de allí rápido.

Comencé a sentir que yo era dos personas diferentes, la que era antes de iniciar con todo esto y en la que me estaba convirtiendo, no había un balance en quien era yo.

SINCRONIAS- UNA PRACTICA FUE LLEVANDO A LA OTRA

Cuando me mudé a Canada (2006) comenzaron las sincronías, empecé a ver el 11:11 en todos lados y empezó a aparecer gente en mi vida que me lo reforzó. Parecía como por arte de magia, pensaba en una canción y la canción aparecía, sobre todo de los Beatles, la primer canción y  mas importante para mi era ALL YOU NEED IS LOVE – los mensajes ocultos de los Beatles se alinean perfectamente con la programación mental de la nueva era – o bien recibía mensajes de texto de alguien en quien estaba pensando.  Tenía coincidencias de cosas que yo deseaba y aparecían. Todo hizo mas sentido cuando cayo en mis manos el libro “El secreto”. Se intensificaron mucho las sincronías y esta vez atraía gente (sobre todo relaciones orquestadas).

Empece a ir a reuniones y cursos del secreto con gente que aplicaba la ley de atracción en su vida y fui conociendo más autores nuevaeristas, sobre todo a Eckhart Tolle revisa este artículo sobre él  y Deepak Chopra.  Iba a reuniones con varios “gurús”, especialmente unos que manejaban la filosofía del “I AM”.

Dejé de ver televisión, empecé a intentar ser vegetariana/vegana, hacia fasting, buscaba formas de descalcificar la pineal, comencé a estudiar metafisica, interpretación de sueños, comencé a tener viajes astrales, creer en la madre tierra, chamanismo, sintiendo que todo esto me llevaría a un despertar de la conciencia. Los novios que tuve todos estaban mas metidos que yo en la nueva era,  y cada uno me enseñó algo nuevo.

Mis practicas de yoga y tai chi se intensificaron al grado de quererme ir a la India a certificar ( lo cual  no hice, no recuerdo por qué).

Entre otras cosas, estuve involucrada en:

  • Consumo de mariguana
  • Libertinaje sexual (hasta hace poco supe de la programación MK ultra y es sorprendente ver que yo estaba programada al grado de que me encantaba ponerme una peluca rosa y parecía otra persona cuando estaba con mi pareja, para mí en ese entonces no tenia nada de malo el poliamor)
  • Tuve viajes astrales y parálisis de sueño (me vi a mi misma acostada)
  • Buscaba simbología en todo y recorría constantemente el laberinto – técnica usada tanto en nueva era y ocultismo como incluso en varias iglesias católicas encontramos laberintos, cuyo propósito es lograr un estado meditativo al recorrerlo.
  • Me decía a mi misma ser no religiosa, sino espiritual y que Dios estaba dentro de mi y en todo lo que me rodeaba. Que todos somos UNO.
  • Tuve un cierto grado de ateísmo ( pero con dudas, sentía que debía creer en algo)
  • Tuve la sensación de que los extraterrestres eran buenos y siempre me habían acompañado como ángeles de la guarda ( Por cierto desde pequeña yo coleccionaba ángeles) – revisa el video sobre las semillas estelares, así como los artículos sobre el engaño de la angelogía.
  • Me invitaron a participar en un video musical (el cual no se realizó) donde yo representaba a Lilith
  • Estuve en un taller de reiki
  • Me obsesioné con leer acerca del NWO , y creer que yo poseía información privilegiada
  • Me obsesioné también con que la industria farmacéutica nos estaba envevenando y que debía dejar de tomar medicamentos y vacunas en lo absoluto
  • Hice voluntariados en UNICEF promocionando el yoga para niños
  • Creía que era necesario deshacerme del EGO, dejé de usar maquillaje y parecía mas bien hippie
  • Buscaba formas de reprogramar el ADN – que finalmente es lo mismo que activar la kundalini, y tiene los mismos fines.
  • Empecé a conocer del tema de terapia con ángeles y conocí el sitio de Doreen Virtue (la seguia diariamente) Empecé a aplicar lo que aprendía de ella en mi vida y comencé a a ver lucecitas y las sincronías fueron muy intensas. Tuve libros de ella y en uno de ellos enseñaba como activar la glándula pineal y lo hice. Tenemos un video y cantidad de artículos sobre lo peligrosa que Doreen Virtue es y nuestras dudas con su supuesta conversión al cristianismo.
  • Me obsesioné con el horóscopo ( diario)
  • Empece a sentirme otra persona totalmente
  • Estuve en una celebración de solsticio de invierno, justo antes de navidad ( donde había máscaras y fuego, decidí no participar pero estuve como espectadora)
  • Fui a la primera exposición de Marina Abramovic en NY (muy satánica) y la vi en vivo haciendo una demostración frente a frente con el público, no me espantaba de nada de lo que veía... – de Marina hicimos una mención en el artículo sobre Alex Grey.
  • Empecé a leer mas autores new age como Wayne Dyer, Louise Hay, Paulo Cohelo (del cual hice una obra de teatro), leiía constantemente los 4 acuerdos. Me suscribí a Hay House y me llegaban constantemente sus publicaciones. También leía mucho a Anthony de Mello. Incluso mi hermano me regaló un libro de Karina Velasco por que sabia que yo leía puros libros con temas relacionados. (El arte de la vida sana)
  • Sentía que en mi vida tenia la misión de ser Luz… … una trabajadora de la Luz y que todos somos UNO y estamos conectados
  • Escuchaba música new age todo el tiempo, en especial conjure one y Enya
  • Estuve muy involucrada en eventos del día de los muertos y rituales –puedes leer aquí más al respecto del paganismo de esos eventos.
  • Creía en el Karma
  • Intenté ir a un burning man ( mis amigos iban, pero yo al final no fui) – burning man es un festival que se realiza en los Estados Unidos, que combina neo-paganismo con satanismo muy directo. Muchos cristianos norteamericanos lo han expuesto plenamente. 
  • Tuve un novio jesuita que me hablaba de espiritualidad y del eneagrama constantemente, y yo buscaba como interpretar el eneagrama en mi vida – puedes saber más sobre el eneagrama en esta entrada del blog.
  • Estudié coaching ( no me gustó y decidi no aplicarlo)
  • Fui defensora de feminismo, aborto, y derechos homosexuales ( hasta que vi un pride parade en Canadá donde vivía y me espanté de lo que defendía)

2012

Hasta que comencé a tener ataques de pánico e ideas suicidas, terminaba en el hospital  y tuve que volver a casa…

Volví de vuelta a casa  justo en el año 2012 – año que era sumamente importante para el despertar de la conciencia según la nueva era – intenté retomar mi carrera de psicología y llegó a mis manos un libro de Krishnamurti y  de teosofía que me obsequió un  compañero psicólogo, diciéndome que tenia que actualizarme y que esa era la “nueva psicología o el nuevo paradigma”  que según esto se reunían varios psicólogos a profundizar en las enseñanzas de Krishnamurti (yo nunca fui, pero si leí el libro y no me gustó). Me adentré más en el yoga… iba a que me pusieran imanes (biomagnetismo), alfabiotismo, tapping, flores de bach  y cada vez más buscaba simbología y numerología en todo…. dormía escuchando mantras , el ho’oponopono y sonidos binaurales.   Para esta fecha yo ya estaba muy influenciada.

Empecé a creer en la reencarnación (terapias de vidas pasadas y maestros ascendidos) gracias a los libros de Brian Weiss. Comencé a leer de Kabbalah de Karen Berg, abrazaba árboles, caminaba descalza para tener conexión con la naturaleza…. Leia los libros de conversaciones con Dios de  Neil Donald Walsh (y me los creí) – puedes leer nuestro artículo sobre Neal Donald Walsh en esta entrada de blog.

Basaba mucho del acomodo en el hogar en el feng shui. Todas mis sincronías empezaron a sucederme con mariposas amarillas (sobre todo mariposa monarca) y comencé a tener tótems ( libélula, búho, luciérnaga, colibrí).

Estuve a punto de ser ponente de TEDx con un tema de terapias alternativas (unos días antes cancelé mi participación).

La película “Origenes” se volvió importante para mi, gracias a una sincronía con una amiga que también veía el 11:11. (Esta amiga es conferencista y trabajaba  directamente con Wayne Dyer y su hija).

Mis ataques de pánico no desaparecieron sino que se incrementó la depresión, hasta volverse crónica y no poder salir de mi casa ( ni de mi cuarto, lo mantenía siempre oscuro y algunas paredes las pinté de negro) no podía trabajar y desarrollé síndrome del túnel carpiano, fue la primera vez que escuché de fibromialgia… – sobre la fibromialgia, puedes leer la siguiente entrada de blog.

Tenía pensamientos suicidas constantes y crisis psicóticas. Me diagnosticaron trastorno bipolar y mas tarde trastorno limítrofe. Tuve dos intentos suicidas. Estuve a punto de ser internada en el hospital psiquiátrico.  Busqué mucha ayuda, pero varios psicólogos me dijeron que no sabían cómo ayudarme, los psiquiatras solo me dieron medicamento, tampoco supieron muy bien como ayudarme, no les había tocado un caso así. Aumentaron mi dosis de anti-depresivos y tuve un par de síndromes por efectos secundarios por lo cual casi muero. (Fue mi novio quien me salvó, el era residente de medicina, con quien después me casé).

Llegaron a mi vida más libros, más películas y mas música new age…. creí que tenia que aumentar la dosis de nueva era, que no estaba haciendo lo suficiente… que no era suficientemente espiritual para poder estar bien y que mi depresión era como un síntoma del despertar de la conciencia… – cuestión que muy frecuentemente dicen para justificar lo que en realidad es un proceso de control mental sobre una persona, como podrás leer en éste artículo.

Fui a un curso de activación de la glándula pineal  en la escuela de yoga a donde iba (según yo, no la tenia bien activada). Las sincronías aumentaron mucho. Incluso con una amiga que era maestra de yoga tuvimos el mismo sueño que se relacionaba con mi futuro negocio, fue muy impactante. Y todo era con simbología y números. El símbolo del infinito se volvió muy importante en mis sincronías.

Llegó mas gente a  mi vida, pero esta vez me relacioné más con la ideología de género, defendiendo la androginia, matrimonio y  adopción homosexual y la transexualidad. ( Hoy en día estoy totalmente en contra)

Mis prácticas de yoga aumentaban mucho y  también hacia yoga de la risa. En mi negocio una amiga dibujó un mandala gigante y por alguna razón yo me sentía incómoda y siempre que lo veía me daban ganas de quitarlo.

Estuve a punto de abrir un centro holístico – con base en psicología transpersonal ( Gracias a Dios, no lo hice).

INICIOS DE MI SALIDA

Fue otra amiga quien me mandó el primer documental de los peligros del yoga…( ella también salió de la new age y sufría depresión profunda, hoy ella alerta a los demás) y a partir de allí empecé a darme cuenta de en lo que andaba metida… ese documental me fue llevando a otros y a otros, hasta ver que yo estaba profundamente metida en la nueva era. Y que yo misma estaba metiendo a otras personas, incluso a mi esposo. ( él ya estaba buscando cursos de yoga y de cómo descalcificar la pineal).

Llegó en ese entonces a mi un libro de Osho, ya no lo quise ni abrir y lo tiré…. No volví a mis clases de yoga e investigué quien era Osho…. ( vi un documental de todas las barbaridades que hizo este hombre). – Tenemos un artículo sobre Osho que puedes leer en ésta liga.

Comencé a tener muchísima confusión y se acercaba Navidad, no sabia si la quería celebrar…yo seguía deprimida…mi vida se empezó a poner  más difícil: perdí  varios trabajos, perdí mucho dinero, amistades, me volví irritable, peleaba constantemente con mi esposo (a punto de divorciarnos) y  comencé a tener terrores nocturnos…. vi un espíritu y me asusté muchísimo. Temía mucho por mi y mi familia.

Fue un ir y venir de la nueva era… Cuestionándolo todo….  Yo creía que me había vuelto completamente loca.

 SALIDA DE LA NUEVA ERA: SEMANA SANTA – 2018

Mi salida definitiva fue en cuaresma del 2018. Tiré todo lo que representaba para mi la nueva era a la basura, otras cosas mejor las quemé.  Comencé a leer la Biblia y  a orar muchísimo (por que cada vez me sucedían cosas más complicadas). Al tener mucho tiempo libre vi todos los videos de Camino al Regreso y me identifiqué con todos los testimonios. Escribí a un pastor cristiano contando lo que me sucedía y él claramente entendió todo lo que me sucedió en la nueva era y me dijo que me tomara un descanso y me dedicara a leer mas la Palabra de Jesucristo y que me enfocara en mi familia, sobre todo en mi esposo, que es a quien mas influencié.

LIBRO PSICOLOGIA CRISTIANA – 2019

Este libro ha sido algo complicado para mi por que es la carrera que estudié,  y desde el momento que fui con el orientador vocacional se me vendió la idea de que era mi misión, yo creía que tenia que sanar a los demás, así como la nueva era me estaba sanando a mi…( que de sana, no tenia NADA). Hoy estoy en proceso de lectura del libro de psicoherejía que encontré en la pagina de recursos de Camino al Regreso puedes descargarlo haciendo click en esta liga, ha sido muy importante este descubrimiento, ya que he visto la forma como colegas míos psicólogos propagan intensamente la nueva era – yo  decidí dejar de ejercer completamente y alejar toda practica de la nueva era de mi vida. (He visto colegas hablando de terapias de vidas pasadas, psicomagia, hipnosis, etc.)

ACTUALIDAD

Ha pasado justamente un año de mi salida, y cada vez que intentaba salir me sucedía algo que me hacia volver a la nueva era, incluso para mandar mi testimonio han sucedido cosas que han impedido que lo mande (es rarísimo). Hoy ya estoy fuera y orando diario, leyendo la Biblia y ahora compartiendo mi testimonio, ya que siento que escribir y compartir lo que me pasó es un paso importante para reafirmar mi salida, y además para que otros logren salir y retomar el camino de Jesucristo. Gracias Arella y comunidad de Camino al Regreso, sus videos y testimonios fueron realmente importantes para que yo pudiera salir y volver al PADRE.

GRACIAS A MI SEÑOR JESUCRISTO POR MOSTRARME DE NUEVO EL CAMINO.

Comparte el artículo con:

Deja un comentario