Acepto…

Acepto, desde el silencio y el vacío amoroso,
mi libre albedrío,
que opta a veces “equivocadamente” para experimentar.
Acepto, desde el corazón,
las opciones de otros,
que a mi mente le suenan en ocasiones a disparates.
Acepto, desde la confianza en la vida,
la marcha de la Historia,
que pudiera parecer horrible,
pero que está compuesta de “raros” eslabones
que nos van conduciendo a la armoniosa unidad
de todo y todos en el Universo.
Acepto, desde el discernimiento y el desapego,
que todo lo aparente acabe
y que solo lo real,
el SER UNICO de todo,
sea eterno.
====================================
Autora: Concha Redondo ([email protected])
====================================

Deja un comentario