Los 12 mejores regalos para hombres según ellos mismos

Para entender qué es lo que quiere el hombre, no debes buscar un sentido oculto en lo que te dice. Simplemente hay que prestar atención a sus palabras. Por ejemplo, van caminando por una tienda y te dice: “Mira qué asador tan fabuloso. Se me antoja hacer una carne asada e invitar amigos”. Ahí está tu oportunidad. Regálale ese asador. No es necesario hacer del regalo una sorpresa, a los hombres las sorpresas les gustan menos que a las mujeres.

Para que puedas alegrar a tu pareja y evitar una decepción, Genial.guru hizo una lista de los mejores regalos que seguramente valorará.

¿Qué te gustaría más, que te regalen un ramo de 101 rosas una vez al año o que te regalen una rosa en cada cita? Claro, flores en una cita. Tú valoras los detalles mucho más. Con los hombres es todo lo contrario. Les importa la escala del regalo que puede sorprender. Por eso te regalan las 101 rosas a la vez… Si quieres sorprender gratamente a tu pareja con los calcetines, deben ser realmente muchos.

Este tip solo está aquí porque es poco probable que seas experta en el hobbie de tu pareja (al igual que él tampoco conoce todo sobre tus aficiones). Lo más seguro es que ya tenga “la caña de pescar más fabulosa del mundo”, y si aún no la tiene, sabe mejor que tú cuál puede ser. ¿Entonces para qué regalarle otra? Más bien enfócate en los accesorios para su hobbie favorito, esos detalles realmente útiles siempre vendrán al caso.

Los hombres no son robots ni tampoco personas sin sentimientos. Seguramente a tu pareja le gustará que hayas tomado en cuenta sus preferencias a la hora de elegir un regalo. Sí, claro que usa una máquina para afeitar. Al igual que los demás 3,5 miles de millones de hombres del mundo. Pero un regalo debe ser personalizado.

No hay que regalar lo que el hombre puede conseguir por su cuenta. Y mucho menos lo que de por sí compran juntos de vez en cuando. Luce como si te hubieran regalado una crema para lustrar zapatos.

Si no te ha pedido directamente que le regales un navegador, no lo hagas. En primer lugar, ahora están casi en cada móvil. En segundo lugar, a los hombres les gusta todo lo que tenga botones, foquitos que brillan y controles remotos, cosas con las que pueden jugar. Pero nunca lo admitirá abiertamente.

Si no está acordado, no regales cosas “comunes”, es decir, las que puedan servir en casa para los dos. Por ejemplo, no le regales la aspiradora porque la anterior se ha descompuesto. Ni tampoco el microondas nuevo o una manguera para jardín. Es como si te regalaran puras ollas en las fechas importantes.

Si el regalo se puede presumir frente a todos los amigos, es un regalo magnífico. Atrapar un pez enorme, practicar kayak, escalar la cima de una montaña, superar los 100 km en una bici… todo eso se puede presumir con los amigos, compañeros y vecinos.

No hay nada más fácil que elegir un regalo para quienes practican deportes de equipo. Y mucho más fácil aún para los aficionados a los deportes de equipo. Un boleto para el partido de su equipo, playeras o gorras de su equipo favorito o simplemente cosas relacionadas al deporte. Lo mejor sería si lo acompañaras a ver un partido y que realmente te interese el proceso.

Olvídate de todo ese tipo de recuerdos tiernos tipo rompecabezas con una foto de los dos, tarjetas, marcos para fotos, cojines tiernos, etc., si no quieres recibir una sonrisa forzada en respuesta y un nuevo acumulador de polvo. El regalo debe ser divertido o funcional. ¿Quieres regalarle una taza con tu foto? Regálale una con un termodibujo. ¡Es mucho más original!

Los mejores amigos de las chicas son los diamantes, y de los chicos, los dispositivos electrónicos. Empezando por unos audífonos buenos y terminando por una consola de videojuegos o auto. Todo por el estilo sirve.

Tampoco regales mancuernillas, ropa y mucho menos corbatas. Esto está relacionado al trabajo. Si puedes regalarle una botella de alcohol de calidad, adelante. Si prefieres no hacerlo, entonces regala algo por el estilo. Por ejemplo, algún juego de azar.

En realidad, sí puedes regalar un reloj, cinturón, cartera o perfume. Pero debes estar 100% segura de que tu pareja necesite precisamente ese modelo, esa marca, color, aroma y todo lo demás. De lo contrario, tu regalo terminará en un estante esperando a que nunca lo usen. Puedes regalarle una tarjeta de regalo para que la use y elija lo que de verdad le guste.

Ir a la fuente

Deja un comentario